Entre todo el equipamiento de hostelería en Mallorca hay uno que es altamente valorado: el lavavajillas, el cual permite optimizar procesos, ganar tiempo y que los trabajadores ganen en calidad del trabajo realizado. Sin embargo, pese a la gran utilidad de este electrodoméstico (industrial en el caso de bares o restaurantes), muchos empresarios y trabajadores siguen sin usarlo correctamente.

Y es que, en manos de todos está un uso correcto y eficaz del equipamiento de hostelería en Mallorca no solo por la ganancia de tiempo, sino por la optimización de los recursos económicos de la compañía. Además, un uso correcto ayuda a la protección del medioambiente. ¿Cómo puedes usar correctamente entonces el lavavajillas?

En primer lugar, uno de los errores más extendidos es el de enjuagar la vajilla antes de introducirla en este electrodoméstico. Lo ideal es eliminar los restos de comida con un utensilio de cocina, aunque muchos aparatos ofrecen esta posibilidad sin problemas. Además, en la colocación de la vajilla, se debe prestar gran atención, ya que no solo está en juego la calidad del lavado, sino el espacio disponible para aprovechar al máximo todos los lavados. Es más, la vajilla más sucia debe ir siempre en la parte inferior, puesto que el agua llega con más potencia a esta zona.

Los utensilios o plásticos que puedas introducir, en este caso, lo mejor es colocarlos en la zona superior, ya que corren menos riesgo de sufrir deformaciones. La cubertería siempre en el cesto, pero con el mango hacia abajo. En el caso de que el lavavajillas cuente con bandeja portacubiertos, mejor colocar los cubiertos de lado. Por último, las sartenes, cazuelas, tazas o vasos es mejor colocarlos boca abajo: así se reduce el riesgo de rayaduras en las mismas.

Desde J.A. Refrigeración, S.L. te explicamos cómo usar correctamente el lavavajillas en la empresa. ¡Sigue estos consejos!